Anfibios

[i]Anfibios

Definición de anfibios. 2

Herpetología. 3

Anfibios y Reptiles: Semejanzas y Diferencias. 3

Bibliografía. 4

 


 

Definición de anfibios

 

 El término anfibio proviene de la palabra griega “amphibios” que significa “dos vidas”. Una descripción acertada, pues la mayoría de los anfibios adultos están mejor adaptados a la vida terrestre, mientras que en sus fases larvarias son totalmente acuáticos.

Los anfibios fueron los primeros animales vertebrados en adaptarse a una vida semiterrestre. Se estima que surgieron de los peces hace unos 360 millones de años. Con el transcurso del tiempo, de ellos se desarrollaron los reptiles que a la vez dieron lugar a los mamíferos y las aves. Aquellos anfibios desaparecieron y más tarde surgieron los anfibios que han logrado sobrevivir hasta el presente. Estos “nuevos” anfibios son los que tratamos aquí. En diferencia a los otros vertebrados, los anfibios se distinguen por sufrir una transformación total durante su desarrollo. A este cambio de forma se le llama metamorfosis.

Se estima que unas 4300 especies diferentes de anfibios viven hoy en día. Todas estas especies se clasifican en tres grupos básicos.

 

(damisela.com, 2003)

http://www.ryanphotographic.com/imagesAgalychris%20callidryas.jpg

 

Los anfibios (Clase: Amphibia) pasan su vida entre el agua y la tierra, su piel desnuda tiene numerosas glándulas, cuyas secreciones ayudan a protegerla manteniéndola húmeda cuando se encuentran fuera del agua. Además secretan sustancias pegajosas útiles en el apareamiento o tóxicas que amedrentan a sus depredadores.

Seguramente lo más curiosos en estos organismos, además de su apariencia, es el hecho de que son capaces de mantener un intercambio gaseoso tanto fuera como dentro del agua, pues aunque poseen pulmones, su piel altamente vascularizada y constantemente húmeda, actúa como órgano de respiración.

Los anfibios actuales se dividen en tres grupos: sapos y ranas (Orden: Anura), salamandras y ajolotes (Orden: Caudata) y cecilias o tapaculos (Orden: Gymnophiona). El primero es el grupo más diverso mientras que existen pocas especies de cecilias en el mundo. Se estima hay cerca de 7,044 especies de anfibios en el mundo. El número de especies de anfibios en México se estima en 382 y se considera el quinto país con mayor diversidad de anfibios en el mundo.

Las poblaciones de muchas especies de anfibios han disminuido y algunas han desaparecido. Al parecer son más sensibles a cambios en el medio ambiente que otros vertebrados terrestres. Entre las principales causas de disminución están la infección hongos (triquidiomicosis), la contaminación y la introducción de especies exóticas, que los depredan.

 

(www.biodiversidad.gob.mx)

 

Herpetología

 

El estudio de los anfibios se agrupa a menudo junto con el de los reptiles, bajo el título de “Herpetología”, la base del cual, ‘Herpe’, que se deriva del significado de la palabra griega “herpes” o “arrastrarse”. La mención de este término es suficiente para que muchos científicos de anfibios y reptiles tiemblen, ya que ahora reconocemos que estos dos grupos están extremadamente alejados, de hecho, los reptiles están más estrechamente relacionados con los mamíferos que con los anfibios. A pesar de ello, durante cientos de años, los científicos de todo el mundo no pudieron distinguir entre estos dos grupos de vertebrados. A menudo calificamos a los anfibios de asquerosos y repugnantes, hoy en día, el éxito de películas como Anaconda da fe de nuestro temor a las criaturas de sangre “fría”. Sin embargo, una mejor comprensión de ellas puede persuadirnos de que los reptiles y anfibios no sólo son profundamente diferentes, sino que para nada “espeluznantes”.

 

Anfibios y Reptiles: Semejanzas y Diferencias.

 

Tanto los anfibios como los reptiles son ectotermos, que significa que dependen del calor del medio ambiente, en lugar de producirlo internamente. Decir que son de sangre fría es impreciso, ya que, al igual que los vertebrados endotérmicos, tienen la necesidad de mantener el calor para mantenerse activos. Los animales ectotérmicos se ven obligados a disminuir su actividad a medida que se enfría el medio ambiente. Aunque esto lo puede poner en riesgo de depredadores, también puede ser ventajoso. Mientras que una endoterma (sangre caliente) gasta una enorme cantidad de energía sólo para mantener su temperatura corporal constante, un frío ectotermo puede pasar meses con poca comida y oxígeno.

Aparte de compartir el mismo modo de termorregulación, los anfibios y los reptiles son organismos muy diferentes. Los reptiles tienen fertilización interna y una piel escamosa impermeable que les permite vivir independientes del agua, los anfibios están íntimamente asociados a esta. En su mayor parte, los anfibios no poseen escamas y su piel es altamente permeable, requieren una fuente de humedad para impedir la desecación. Además, la mayoría de los anfibios deben aparearse en el agua, donde depositan sus suaves y gelatinosos huevos.

 

(www.biopedia.com)

Bibliografía

damisela.com. (01 de 03 de 2003). Los Anfibios clase Amphibia. Recuperado el 04 de Abril de 2014, de http://damisela.com/zoo/anfi/

www.biodiversidad.gob.mx. (s.f.). Biodiversidad Mexicana Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad. Recuperado el 04 de abril de 2014, de http://www.biodiversidad.gob.mx/especies/gran_familia/animales/anfibios/anfibios.html

www.biopedia.com. (s.f.). Biopedia Biodiversidad, Biomas y más. Enciclopedia ilustrada de la vida en la Tierra. Recuperado el 04 de Abril de 2014, de http://www.biopedia.com/anfibios/

 

Volver al contenido



[i] Marely de la Cruz García Sánchez

04 de abril del 2014

Marverde9@yahoo.com